Dioses egipcios

El mito de la creación. (aunque hay muchos, nombraré este…) Cuenta la leyenda, que en un principio, todo era oscuridad. No había luz, solo un agua primordial, que lo era todo, llamada Nun. Del poder de Nun, surgió un huevo grade y brillante llamado Ra. Ra era muy poderoso y mediante la acción de nombrar, podría tomar la forma que quisiera, por eso su nombre, era un secreto muy bien guardado, para que nadie, pudiera privarle de su poder. Y así, fue nombrando los elementos de la creación. Lo primero que creó, fue el sol del amanecer (Khepri), del medio dia (Ra) y de la tarde (Atón), con la creación de sí mismo, surgió la luz. Después, creó el viento, llamado Shu; a Tefnut, la primera asociación de la humedad…De Shu y Tefnut, nació Geb (la tierra) y la Diosa Nut (el firmamento). También, nombró al Dios Happi… y el Nilo, apareció fertilizando la tierra…Finalmente, creó todas las cosas y la humanidad. De Nut y Geb nacieron Isis, Osiris, Seth, Neftis y Horus el viejo…No se puede hablar de creación egipcia, sin hablar de “Heka”, el poder de la magia, que está en todo lo creado.  Mediante este mito y el recorrido por algunos de sus Dioses, me he tomado la libertad, de identificarlos como arquetipos de nuestra personalidad.  

Diosa Sekhmet

Diosa de la guerra

Sekhmet. Es la personificación de la parte divina de la agresión y de la fuerza. Se la representa como una leona, (este animal, nos impone respeto por su ferocidad). Tenemos que luchar con coraje, actuando con decisión y con fuerza, en nombre de lo que rompe nuestro corazón. Lo que nos encoleriza, es lo que nos ayuda a cambiar y a mejorar nuestras vidas. La Diosa Sekhmet, nos recuerda, que la solución, no es recrearnos en el problema, actuando con pasividad, ira y queja… Su llamada sagrada, quiere transformar nuestras emociones, actuando con convicción y con amor. Su llamada sagrada, nos invita a construir fronteras saludables, para que no nos vuelvan a hacer daño, una y otra vez. Esta, es la verdadera fuerza de nuestro poder. Su llamada, es para recordarnos, que nuestra responsabilidad, es, liberarnos de patrones destructivos. Tenemos el derecho divino de protegernos, para dejar de sentirnos indefensos y actuar, movidos por la fuerza del amor. Sekhmet, es la primera idea de razonamiento, para comprender a Dios. El mito de Sekhmet, narra, que Rá, le ordena destruir a los hombres, porque no le respetaban. Sekhmet, estaba tan desatada en su cometido, que quería extinguir la humanidad…  Rá, interviene, apaciguando su sed de violencia, tiñendo de rojo la cerveza, para que Sekhmet la confundiera con sangre… Debido a su estado de embriaguez, Sekhmet, no destruye la humanidad. Desde entonces, se transforma, en la Diosa Gata, la diosa de la dulzura , del amor y de la pasión.

Diosa Isis

Diosa del amor

Isis, Es la personificación de la parte divina de la creatividad y de la maternidad. Es la Diosa de la magia , Diosa del trono real, de la luna, de la noche, del mundo profundo, del subconsciente, del mundo de las emociones, (asociado tradicionalmente, con el alma). La Diosa Isis, es la intermediaria de lo Celeste y lo terrestre. Su apariencia, es velada, oculta y nocturna. Es la Diosa de la memoria escondida, de las emociones, que emergen, para crear, como para destruir, (porque es imposible la creación, sin la destrucción de las condiciones existentes). La Diosa Isis, domina los instintos de Sekhmet, mediante las emociones. La piel oscura de Isis, se manifiesta, en todas las vírgenes negras, que trajeron los Templarios a occidente; se manifiesta, en el color negro, de la tierra teñida por la crecida del río Nilo (que coincide, con la salida de la estrella Sirio, por el horizonte…). Egipto, se inunda de alimentos y fertilidad. A Isis, se le asocian, dos mitos muy importantes. El mito de Rá, en el que Isis, utiliza la saliva del Dios, para crear una serpiente y enfermarlo.  Posteriomente, lo sana con su magia, a  cambio de conocer su nombre secreto, con la finalidad, de que, su poder y reino, pasen a Dioses nuevos. Isis, considera, que la ancianidad y crueldad de Ra, (demostrada en algunos episodios, con los seres humanos), es un indicador, de pasar de lo viejo a lo nuevo. Asi que Rá, a cambio de su curación, le desvela su nombre secreto y con él, su poder…pero… con una condición: “solo puede conocer ese nombre oculto, el hijo que ella tenga, ese hijo, será, Horus”. El otro mito de Isis, se relaciona con Osiris (su esposo), con su resurrección y con el nacimiento mágico de su hijo. Este mito narra, que Seth por envidia, mata a su hermano Osiris y lo corta en 14 trozos, (que expande por Egipto). Isis, con sus alas de milano, recoge esos trozos, para recomponer a Osiris… Isis, encuentra todos los miembros, excepto el falo de su marido, que se lo traga un pez, pero Ella, le construye uno de oro, mezclado con vegetales, y mediante su magia, lo trae a la vida, solo por unos instantes… para fecundar a su hijo Horus. El mensaje que nos da Isis, es que hay que renovar lo viejo, para dar paso a lo nuevo.

Dios Ra

Dios del Sol

RA. Es el Dios Padre Creador del universo. Con su acción, contribuye a realizar, una visión que él, solo posee, obteniendo una profunda satisfacción, tanto del proceso, como del resultado, de crear algo, que antes, no existía… A esa imagen poderosa, se le añaden unas dotes creativas extraordinarias, donde cada creación, es una expresión de sí mismo. Es, profundamente inconformista y a veces, autosuficiente. No es fácil atraparlo, pues su deseo de libertad puede con todo. Estructurar el mundo, es algo muy importante para Él, esto, le proporciona la capacidad, de aportar control, a un mundo, profundamente caótico. El símbolo de Rá, es el fuego, la luz del sol y la vista, que luego, se personifica, en el Dios Horus: el Dios Halcón.  El perfeccionismo del creador, a veces, lo paraliza, junto con un profundo temor, a ser juzgado y catalogado de mediocre. Se vuelve caprichoso, mandando a Sekhmet, matar a la humanidad, por criticar su creación..(aquí podemos ver, como entra en desequilibrio, el primer chakra, pues se deja llevar, por sus instintos más primarios.). Su poder es extremo y su única salvación, es el amor por la humanidad… donde interviene Isis, (intentando crear, una forma de vencerlo). Como Dios creador, utiliza la inteligencia y el corazón, interviniendo Maat, en busca del equilibrio entre el yo creador y lo demás creado. Ra, es el yo, simboliza nuestro ego, pues primero, tenemos que tener la autoestima alta y vencer nuestros miedos, para empezar a brillar, e irradiar al mundo con nuestra luz.

Diosa Maat

Diosa Justicia

Maat, símboliza la verdad, la justicia y la armonía cósmica; Es la hija de Ra y la mujer del Dios Toth (Dios de la sabiduría). Es fundamentalmente, un concepto abstracto de justicia universal, de equilibrio y de armonía cósmicos, que imperan en el mundo, desde su origen y que, es necesario conservar. En el concepto de Maat, confluyen cuatro ideales: el ideal del conocimiento , o sea, el amor por el saber, por aquello que es verdadero, seguro, cierto; el ideal moral de la verdad, de la justicia, de la rectitud; el ideal metafísico del amor, por el conocimiento del ser y, finalmente, el ideal del respeto, por el orden cósmico y por la naturaleza, para alcanzar, un compromiso, por el futuro y el destino de la humanidad. La Diosa Maat, es el triunfo del bien sobre el Mal y lo podemos ver en el siguiente Mito: Rá, el Dios Sol, al ocultarse por el horizonte todas las noches, tenía que luchar, con la serpiente del inframundo: Apofis, (que simbolizaba, la oscuridad absoluta y el mal), pero todas las noches, Rá, ganaba a la oscuridad y aparecía, radiante, al amanecer: “El Dios Sol, había ganado la batalla”, se había restablecido de nuevo la Maat, el orden armonioso. (La Lucha Justa, donde el bien gana). También, es el dominio del Ego (tercer chakra, que tiene que transcender los instintos del primero y segundo, para ascender a este cuarto chakra: el amor universal con mayúsculas, donde reside el corazón, (sede de la intuición, sabiduría y equilibrio universal). En la momificación, dejaban el corazón, como único órgano dentro del difunto, pues creían, que era la llave, para entrar en el paraíso. Maat, es representada con una pluma, la pluma de la justicia y de la verdad. En el juicio final, los difuntos, se enfrentaban “al pesaje del corazón”donde, El Dios Anubis (El Dios chacal de la muerte), pesaba en una balanza, el corazón del difunto, con la pluma de la verdad. Era sometido a un interrogatorio ,(regulado por el Dios Toth), si su corazón, no se equilibraba con la pluma de maat , es porque sus malas obras, eran muy pesadas y Osiris, sentenciaba, que no era digno, de pasar a la otra vida: llamada  “Yaru”, el paraíso. Siempre saldrá el sol para tí, si eres noble, justo y no tienes el corazón como una piedra….

Dios Tooth

Dios Sabiduría

Toth: Es el dios de la sabiduría, de la escritura jeroglífica, de la ciencia, de la magia, de las artes…Se le representa como un Ibis sagrado. La Diosa Maat es su esposa, (la Diosa del equilibrio). Thot, está considerado, como el Dios de la sabiduría y tenía autoridad, sobre todos los dioses. Como Dios de la escritura, era el inventor de todas las palabras, del lenguaje articulado, por eso, se le asocia con el quinto chakra. Cuando una persona ha conectado con el equilibrio, de sus luces y de sus sombras, entiende el amor universal y es capaz, de comunicarse con coherencia y sabiduría. Era un Dios medidor del tiempo, y el que estableció el primer calendario, que aún, hoy utilizamos. Gracias a Él, se crearon los cinco días extras, necesarios, para que Nut, pudiera tener hijos, es decir, completando los 365 días del año. Toth, es La semilla esencial, es la Palabra. Uno de los poderes más grandes de los seres humanos, es la capacidad de determinar la dirección de una acción desde su principio. Una vez que hemos plantado una semilla, esta, inicia su curso de crecimiento, seguirá las leyes universales y será muy difícil cambiar su dirección…Los seres humanos, tenemos, la habilidad, de sembrar semillas, que cumplan nuestro objetivo y destino último. La comunicación del Quinto Chakra, es muy directa y clara. Representa el poder de la proyección. Radica, en que tu lengua y la lengua de Dios, sean la misma. El Dios Toth, era el que evaluaba las preguntas a las que se sometían los difuntos en el juicio final. Su libro mágico sagrado, “El libro de Toth”, aún está oculto… Romanos y Griegos, lo transmutan a su mitología y lo conocemos, como Hermes Trismegisto “El tres veces grande”, se le atribuye, el libro Kybalión, donde encontramos las leyes herméticas universales. Esas leyes, le dan al ser humano, el poder de Dios, (siempre y cuando, haya pasado, por todos los estados de evolución, a través de la Sabiduría y recorriendo, un camino, de verdadera transformación). En este libro hermético, hay 7 principios: Mentalismo. El Todo es mental. Lo que crees, creas.;Correspondencia. Como es arriba, es abajo; como es adentro, es afuera…;Vibración. Nada está inmóvil; todo se mueve; todo vibra.;Polaridad. Todo es doble, todo tiene dos polos; su par de opuestos; los opuestos son idénticos en naturaleza, pero diferentes en grado; los extremos se tocan; todas las verdades son medias verdades, todas las paradojas pueden reconciliarse. (ejemplo: sufrimiento-paz; luz-oscuridad); Ritmo. Todo fluye y refluye; todo tiene sus períodos de avance y retroceso, todo asciende y desciende.; Causa y efecto. Toda causa, tiene su efecto; todo efecto, tiene su causa. ;Género. El género, existe por doquier; todo tiene su principio masculino y femenino; el género, se manifiesta en todos los planos.

Dios Horus

Dios Equilibrio

Horus:  “El que está en lo más alto”.Es un Dios que tiene muchas personalidades, por eso, simboliza, el sexto chakra, pues en Él, coinciden diferentes aspectos y formas, correspondientes, a las etapas de la espiritualidad. Aunque Horus, es hijo de Isis y Osiris, se le llama, “el parido dos veces”, pues las leyendas, cuentan, que Isis y Osiris, lo concibieron dentro del vientre de su madre Nut. (Aquí, es “Horus el viejo” y aunque, es un Dios independiente a Horus, el hijo de Isis Y Osiris…tienen muchas similitudes…). Su nacimiento siempre es mágico, también, nace de Isis y de Osiris. En este nacimiento-ritual, Isis, le da vida, a su padre Osiris, con sus alas de Milano, porque, fue desmembrado y asesinado, por su tío Seth. Isis lo resucita, vuelve a recomponer su cuerpo y fabrica un falo con vegetales y oro. De esa unión mística, nace Horus. Horus, protagoniza una lucha incesante con su tío Seth, para vengar la muerte de su padre y pierde el ojo izquierdo. Cuando los ojos de Horus se abrían, simbolizaban luz del mundo, su ojo derecho representaba el sol y el derecho, la luna. Por eso, perder el ojo izquierdo, (la luna), significaba, dejar la noche en una oscuridad absoluta y se pensaba que con ello, a toda la humanidad…pero el Dios Toth re-establece ese ojo perdido, con uno especial y mágico (el udyat, el ojo de horus, el tercer ojo…).Esta lucha, nos enseña, que debemos tender a lo más alto, a la hora de enfrentar los obstáculos de la vida (Seth, el ego, la pereza, la confianza excesiva, la arrogancia, la evasividad, la indiferencia, etc). Por eso, se decía, que el faraón, era el Dios Horus en la tierra (el hombre perfeccionado). La enseñanza, es trascender todos los obstáculos. Es necesario enfrentarse al mal, para comprender el por qué de todo y actuar con sabiduría e intuición… es el Dios Halcón del trono justo. También, Horus, es el protagonista, de una imagen que vemos en muchas religiones: “Horus niño”, sentado, mamando, de su madre Isis. Esta imagen, lleva implícita la inocencia, el silencio, la observación, el aprendizaje y la enseñanza, (atributos pueriles, que vamos perdiendo con el tiempo y que nos ayudan a comprender la realidad, como si de un espejo se tratara…)una comprensión a simple vista, sin juicios… Por eso, nuestra intuición, a veces, se cierra, porque está turbia de violencia, de palabras incoherentes, que ya no se relacionan, ni con lo que pensamos, ni con lo que hacemos. El otro nombre de Horus, es “Horus en el horizonte”, es decir, el intermediario de los Dioses y de los hombres. Horus, es la continuidad de su padre Osiris, siendo lo mismo. Es decir, no debemos olvidarnos, que una parte de nosotros mismos, está conectada con todo, con el padre, por eso, esta conexión se produce, mediante la apertura de la intuición,  (simbolizada mediante el ojo de Horus que todo lo ve). Es un entendimiento final, donde la sabiduría y la humildad, son la misma cosa: La sabiduría del Dios Toth va más allá, ahora, después de lo aprendido, la guía, es la intuición de tu mundo interior…

Diosa Nut

Diosa Universo

Nut. Su nombre significa “La Grande la que parió a los Dioses.”Era la hija del Dios Shu (Dios del aire ) y Tefnut (Diosa de la humedad).Es el firmamento y el cielo. Por su cuerpo, viajan todos los elementos celestes, la luna, el sol y las estrellas… Su hermano Geb, era la tierra. Cuanta la leyenda, que el amor entre Geb y Nut era tan grande, que de un inmenso abrazo, se quedó embarazada, a pesar de que su padre, Shu, el Dios del aire, se interponía entre ambos… Por miedo a perder el trono y por la posible descendencia, Rá, imposibilitó que Nut, diera a luz ,ninguno de los 360 días que tenía el año, pero Nut, es ayudada por el Dios de la Sabiduría (Toth). Toth, reta a la luna (Dios Jonshu) a una partida de ajedrez, (con piedras negras y blancas, símbolo de luz y oscuridad). Jonshu, le daría suficiente luz lunar (porque en esos momentos, la luna brillaba igual que el sol), para poder crear cinco días más al año y que Nut, pudiera dar a luz a sus hijos… ¡El dios Toth le ganó la partida! y de esa derrota, la luna perdió su brillo…desde aquel entonces, tenía que menguar y empezar de nuevo, para poder recuperarlo…pero la noticia maravillosa…Es que Nut, tuvo a sus hijos tan deseados… De Ella, nacieron: Isis, Osiris, Neftis, Seth y Horus el viejo. Nut, con el alumbramiento de sus hijos, simboliza, que todos los seres humanos, provienen de su cuerpo, de las estrellas y que todos volverán a ella… Su figura estrellada y de color azul, es un icono, de vida y resurrección. Nut, es el milagro en medio de la desesperación, es la esperanza, la fe, el ejemplo, de que todo es posible mediante el amor. El cuerpo arqueado de Nut sobre la tierra, es la vía láctea, que no es otra cosa, que un chorro de leche primordial para amamantar a sus hijos y con ellos, a toda la humanidad… Nut nos enseña, que tenemos que ir al interior de nuestras profundidades, para lograr el entendimiento universal, para que comprendamos, que somos parte del todo. El nombre de Nut, también significa Nuez, la nuez simboliza nuestro cerebro y sus dos hemisferios, nuestra parte consciente e inconsciente, que si trabajan al unísono, pueden transcender al espacio y al tiempo. Nut, significa conocer el amor por todo y por todas las cosas…Ella, es la primera expresión maternal del amor y como un hijo acude a su madre, Nut, es el amparo y alimento de todos los humanos, en su forma viva o inerte.  Siempre los acoge en su seno. También, se la representaba como una higuera y sus ramas, eran el reposo de las almas cansadas. A veces, es la vaca Sagrada Hator, otras, se funde con su hija Isis…Nut es la tuerca de la vida, pues sin ella, nada es posible. También se la representa con una vasija en la cabeza, como símbolo de recogimiento de todos los alimentos y lo que da la vida. La historia de Nut nos recuerda que el cambio es posible, ella nos enseña, que siempre podemos crear en nosotros mismos lo que no existe, mediante el conocimiento, la evolución y la conexión con nuestro universo.

Ir arriba